¿Y después del Medio Maratón? Sigue estos consejos para recuperarte:


latest-news

La medalla del cuelga en tu cuello, lograste la meta y terminaste los 21.1 kilómetros. El esfuerzo y disciplina de los últimos meses valió la pena, ahora debes recompensar a tu cuerpo para que se recupere del esfuerzo.

Después de cruzar la meta debes "alimentar" a tus músculos. Terminando la prueba come la fruta de tu paquete de recuperación y toma la bebida deportiva que te den, a partir de ese momento tienes entre una y dos horas para hacer una comida que incluya carbohidratos y proteínas.

Las dos horas después de la carrera se denominan ventana de recuperación, que es el tiempo que tus músculos permanecen "abiertos" para recibir los nutrientes.

Cuando acabas de correr, el músculo se queda con hambre de carbohidratos, que es lo que utilizó, lo que comas en esas dos horas, lo aprovecha para recuperar sus reservas de glucógeno.

Pero no solo debes darle a tus músculos carbohidratos, también requieren de proteínas, pues éstas "estimulan a la insulina, que se encarga de almacenar el azúcar, entonces eso permite que el azúcar entre al músculo y se almacene; esto sirve más que si solo comes carbohidratos.

Entonces, ¿cuál sería un desayuno ideal? Después de tu esfuerzo puedes consentirte con unos hotcakes con tocino, enchiladas o enfrijoladas.

Si crees que tardarás en regresar a casa o encontrar un lugar para desayunar, puedes llevarte un lunch: un sándwich, barras de cereal, fruta, suplementos energéticos.

Rehidratarte también es importante, tomar agua o una bebida deportiva al menos cada media hora las siguientes dos horas al medio maratón hasta consumir dos litros de líquidos.

El ejercicio hará que tengas hambre muy rápido, unas dos o tres horas después de tu desayuno, ahí debes dar otra carga de carbohidratos. Algunas personas pueden tener más hambre de la acostumbrada hasta dos semanas después de la carrera.

Un consejo para que te duelan menos las piernas es tomar un antiácido efervescente para contrarrestar el exceso de ácido láctico, que se produce en tu cuerpo cuando se hace ejercicio.  El bicarbonato del antiácido modifica el PH y combate la acidez, con ello el dolor disminuye.